sounds and silences: MI AND L'AU (*)

El otro día vi un rato (ya empezado, vaya) el programa de Supermodelo (en Cuatro) y me reí a un volumen brutal e incontrolable (comprendí a Paco y su teoría de la TV mejor que nunca). Entre otras muchas escenas dignas de las mejores películas de los hermanos Farelly (de los que me declaro fan): una chica fea de concurso de feas aunque en teoría está en uno de guapas, se confiesa eso, fea, pero ilustrada: confunde a Galileo con Copérnico, dice que pinta al óleo, acuarela, nocilla, lo que le pongan, y cuadros muy grandes. Tiene dos vestidos, uno extrovertido y otro más así, tal y como es ella. En la clase de baile cuando oye izquierda hace el pino con el culo y cuando oye derecha se saca mocos y cuando oye un paso para atrás se resbala y llora pero dice que lo superará, que ella puede con todo, pero fue disléxica (cree que ya no lo es) de pequeña y por eso seguramente el baile no le sale muy bien, aunque a lo mejor es su impresión y la realidad es que baila como Michael Jackson, porque como está en este concurso de guapas y ella creía que era más fea que un trol ya no sabe bien cómo son las cosas... Y lo mejor de todo, pero no sólo de este programa, sino de la historia de la televisión universal, cuando están intentando desfilar por una pasarela colocada encima de una piscina, ella sufre una crisis de ansiedad porque sólo sabe bucear con la nariz tapada y no sabe si le dará tiempo a tapársela (la nariz) si se resbala y cae a la piscina.

* llevo escuchando sin parar Mi and L'au desde entonces para equilibrar mi bífidus activo.